• Lukoll

Resistencia a los Antibióticos


Desde mayo del 2015, la Organización Mundial de la Salud (OMS) aprobó un plan de acción mundial sobre la resistencia a los antimicrobianos; Sistema Mundial de Vigilancia de la Resistencia a los Antimicrobianos (GLASS), donde se incluye la resistencia a los antibióticos.


Este plan de acción tiene cinco objetivos estratégicos:

- Mejorar la sensibilización y los conocimientos en materia de resistencia a los antimicrobianos;

- Reforzar la vigilancia y la investigación;

- Reducir la incidencia de las infecciones;

- Optimizar el uso de medicamentos antimicrobianos;

- Asegurar que se realicen inversiones sostenibles en la lucha contra la resistencia a los antimicrobianos.


La OMS realiza actividades anuales para fortalecer el uso racional de antibióticos y cada noviembre se celebra la semana mundial de concienciación sobre el uso de los antibióticos, con el lema << Antibióticos: manejalos con cuidado>>.

La importancia de crear conciencia sobre el uso racional de antibióticos reside en que, aunque existen antibióticos nuevos en fase de desarrollo, estos no han sido probados contra las formas más peligrosas de algunas bacterias resistentes. Cuando ya no se pueden tratar las infecciones con antibióticos de primera línea, es necesario emplear fármacos más caros y potentes, no sólo incrementando los costos en la atención sanitaria, sino incrementando también la morbi-mortalidad.

En un análisis reciente, el 79% de las infecciones reportadas al GLASS, fueron urinarias. En 33 países, la proporción de Escherichia coli resistente a ciprofloxacino fue del 8.4% al 92.9%, mientras que a Klebsiella pneumoniae la resistencia iba de 4.1% al 79.4%.